Como ya lo hiciera Sarah Bernhardt en 1899 o Nuria Espert en 1960, es ahora la actriz Blanca Portillo quien encarna a Hamlet, Príncipe de Dinamarca, el más conocido de todos los personajes shakesperianos. La intención de la obra dramática, en palabras de la protagonista, quiere interpretar “lo masculino y lo femenino, la tierra, la conexión con la naturaleza, la parte intelectual e inteligente…, un ser humano completo, en el que se elimina la genitalidad, no el sexo ni las inclinaciones”. Así pues, bajo la dirección del esloveno Tomaz Pandur, vuelve la palabra desde las profundidades del alma para la representación del 12 de febrero al 12 de abril en las Naves del Español Matadero, Madrid.

Para la lectura completa de la noticia consúltese:

http://www.elpais.com/articulo/cultura/Blanca/Portillo/sera/Hamlet/elpepicul/20090205elpepicul_2/Tes

R.M.T.

 

Escribe tu comentario

Debes registrarte para enviar un comentario.